¿Estás pensando en renovar el suelo de tu vivienda, oficina o local? En Reycor te contamos las ventajas y desventajas de los suelos laminados para ayudarte a decidir si es el tipo de superficie que te conviene.

Elegir el tipo de material, el estilo y el acabado para una superficie, puede resultar complicado si no se está familiarizado con las opciones que están disponibles en el mercado. Por eso nosotros, como expertos en suelos de madera, queremos aportarte información sobre este aspecto.

Ventajas de los suelos laminados

Son varias las ventajas de los suelos laminados, y por eso hoy en día son cada vez más elegidos.

Además de ser una solución eficaz para disponer de una superficie de fácil instalación y con un enorme abanico de estilos para escoger, ofrece muchos otros beneficios.

Precio económico

Los suelos laminados no suponen un gran coste, sino al contrario, son una opción con un precio económico y con óptimos resultados; frente a otros tipos de suelos de menor calidad y que además tienen un precio por metro cuadrado más elevado.

Durabilidad

La durabilidad de este tipo de material es otra de sus grandes ventajas. Si se cuida correctamente, el suelo laminado puede mantenerse en perfectas condiciones durante un largo periodo de tiempo; por lo que además se convierte en una inversión altamente rentable.

Diferentes gamas y prestaciones

En el mercado existen diferentes gamas y prestaciones, para que cada cliente pueda elegir el suelo laminado que mejor encaja con sus necesidades y con su presupuesto disponible.

Distintos diseños y estilos

Hay distintos estilos y diseños, de forma que sea cual sea el estilo de decoración de la vivienda o el local donde se va a instalar el suelo laminado, el cliente encontrará una opción personalizada.

Fácil mantenimiento y limpieza

Los suelos laminados son de fácil mantenimiento y limpieza, por lo que son muy prácticos para el día a día. No se necesitan adquirir productos de limpieza costosos ni especiales, simplemente habrá que fregarlos con agua y limpiadores no abrasivos.

Desventajas de los suelos laminados

Por otro lado, hay que destacar algunas desventajas de los suelos laminados. Aunque como podrás observar, tienen muchos más puntos positivos que negativos.

En caso de desperfectos, no se puede reparar

Un inconveniente de este tipo de superficies es que en caso de desperfectos, no se puede reparar. Será necesario sustituir las piezas deterioradas. Aunque también tenemos que resaltar, que en comparación con otro tipo de materiales, la sustitución de algunas piezas es mucho más económica.

No se pueden instalar en zonas a la intemperie

Los suelos laminados cada vez se fabrican a través de mejores técnicas y con materiales más innovadores y resistentes. Pero aún no se pueden instalar en zonas a la intemperie como terrazas, porches o patios; ya que las inclemencias del tiempo, como la lluvia, la nieve o el sol, podrían provocar que se estropeara.

Precio más elevado para superficies con suelo radiante

En caso de que en tu vivienda o local dispongas de un sistema de climatización por suelo radiante, tendrás que optar por un suelo de alta gama. El precio es más elevado para superficies con suelo radiante porque debe tener unas características específicas para poder ofrecer máxima calidad y eficiencia.

 

Después de conocer las ventajas y desventajas de los suelos laminados, esperamos haberte ayudado a decidir si vas a instalarlo en tu espacio. Y si tienes alguna duda o quieres que te realicemos un presupuesto detallado y ajustado para instalar tu suelo laminado, no dudes en escribirnos a info@reycor.es; en Reycor somos especialistas en la venta e instalación de suelos y puertas de madera en Zaragoza y alrededores.

¡Compártelo!